Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de junio, 2010

Remedio para sangrado de encías: ratania.

Este es un remedio para evitar el sangrado de las encía:
La ratania (o Palo hurón)frena el sangrado de las encías y ayuda a combatir la infección del tejido gingival. Es por eso que se recomienda utiliza (si te sangran encías), una pasta de dientes con ratania.
Es aconsejable que tras el cepillado complementes el tratamiento utilizando enjuague bucal con un locutorio formulado con ratania y mirra o con ratania y salvia.
Algunso enjuagues utilizan además de ratania, mirra. Estas, al diluirse en agua se activan las propiedades antisépticas, bacteriostáticas y astrigentes de la mirra y la ratania.
La ratania no solo se usa para infecciones en boca, encía. Desde hace siglos se ha utilizado para anginas, faringitis, glositis,...

¿POR QUÉ ME SANGRAN LAS ENCÍAS?

Extracción de muela del juicio o no...

Por supuesto cuando la muela del juicio está afectando a los demás dientes, o está causando infecciones y molestias permanentes al paciente, la extracción de la muela del juicio o cordal que produzca esto, debe ser extraída.
La problemática reside en la extracción de la muela a modo preventivo.
En primer lugar hay que pensar que la extracción presenta un traumatismo en la boca que durante un tiempo entre 2 días y una semana traerá dolores o imposibilidad de abrir bien la boca a causa de la inflamación (trismus). Otros riesgos son:daño del nervio, infección, alveolitis, hemorragia, fracturas, lesión periodental, y daño al diente adyacente...
Veamos algunas razones para realizar la extracción son:
1.- Prevenir que dañe otros dientes y los mueva ( en el caso que saliera la muela cordal.)
2.- Enfermedad periodontal alrededor de la muela de juicio. Este argumento es falso. Sino, porque no aparece perifdsfs cada vez que sale un diente.
3.- Pericornitis, una infección que produce la formación de…

Sítomas de la muela del juicio.

Las muelas del juicio son el tercer molar, también llamado cordal, que suele aparecer a las edades entre 17 y 25 años, aunque pueden aparecer a edades más tempranas o mucho más adelante. Se llaman muelas del juicio dado que a la edad en que aparecen se supone que la persona tiene un juicio más desarrollado y completo que cuando aparece el resto de la dentición definitiva. Existen cuatro muelas cordales, una por cada cuadrante bucal, y se sitúan en la última posición de la línea de la dentadura, al fondo de la boca. Las muelas del juicio suelen afectar a otros dientes al desarrollarse, empujándolos o saliendo "torcidas". Cuando esto ocurre se suelen extraer. Los humanos estamos perdiendo estas muelas poco a poco, por lo que hay algunas personas que no llegan a desarrollarlas de manera congénita.
Los síntomas son dolor grave y/o agudo, infecciones de repetición, caries en los segundos molares por mala higiene, etc o se encuentra algún signo radiológico patológico como algún qui…